Una combinación de fármacos ayuda a controlar la insuficiencia cardiaca

Un laboratorio desarrolló en la Argentina un comprimido que contiene las dosis más utilizadas de dos drogas para el tratamiento de la insuficiencia cardíaca, una afección que compromete la salud de aproximadamente el uno por ciento de la población.

(AUNO).- La combinación de espironolactona y furosemida en un sólo comprimido es presentado como una forma de simplificar el tratamiento de pacientes con afecciones cardíacas, con la misma eficacia que estas drogas logran por separado.

La espironolactona es una droga que funciona como antagonista de la Aldosterona, una hormona liberada por las glándulas suprarrenales, que es parte del mecanismo utilizado por el organismo para aumentar la absorción del sodio y la excreción del potasio en los tubos distales del riñón, lo cual eleva la presión sanguína. Por su parte la furosemida actúa como diurético y evita la retención de agua y sodio.

El nuevo medicamento apunta a simplificar el tratamiento de la insuficiencia cardíaca (IC) que, en sus diferentes grados, requiere de un gran número de píldoras que los pacientes deben ingerir diariamente y de por vida.

“Una de las principales causas de descompensación de la IC es la trasgresión medicamentosa, que ocurre muchas veces, cuando el paciente se confunde o se olvida de tomar su medicación”, explicó el médico cardiólogo Sergio Perrone, especialista en insuficiencia cardíaca y en transplantes intratorácicos.

Por su parte, la farmacéutica que lideró el equipo que llevó a cabo este desarrollo, Adriana Belardinelli, explicó que el principal desafío que debió afrontar la asociación de espironolactona y furosemida en las dosis usualmente empleadas como monoterapias fue “lograr un comprimido de tamaño pequeño, con una formulación estable en el tiempo y que permitiera una rápida disolución y absorción intestinal”.

“El desarrollo de este medicamento fue aprobado corporativamente, y lo más probable es que se exporte a Latinoamérica, ya que existe bastante interés en ese mercado” declaró la doctora Belardinelli.

La insuficiencia cardiaca es un cuadro por el cual el corazón pierde su capacidad de contracción y se vuelve ineficiente para mantener la circulación sanguínea e irrigar los órganos y tejidos. Entre las causas más comunes de esta patología se encuentran la hipertensión arterial y la enfermedad de las arterias coronarias. También puede desarrollarse a raíz de enfermedades de las válvulas del corazón, de patologías cardíacas congénitas, cardiomiopatías dilatadas, afecciones pulmonares y otras.

El cardiólogo Marcos Ezerequis, consultado por la Agencia Universitaria de Noticias y Opinión (AUNO) opinó que “la combinación de dos o más drogas en un solo comprimido, que es una técnica muy utilizada en los Estados Unidos, simplifica y optimiza el tratamiento de afecciones cardiacas”. En el caso de este producto desarrollado en la Argentina afirmó que “es una buena combinación que tiene un efecto positivo y complementario destinado principalmente a controlar la hipertensión arterial y la eliminación de sodio”.

El laboratorio Pfizer, que desarrollo el medicamento en su planta del barrio porteño de Villa Soldati, impulsará un relevamiento de 5000 pacientes, conducido por la Federación Argentina de Cardiología, para tener datos concretos sobre la patología, su tratamiento, la tasa de abandono y sus consecuencias.

Ante esta iniciativa, Perrone opinó que “evaluar mediante un relevamiento la actualidad de la medicación que reciben los pacientes con IC, permitirá determinar los objetivos educativos que se deben implementar para evitar descompensaciones o la aparición de IC”.

05-10-05 AUNO GRB

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Puedes usar estas etiquetas y atributos HTML:

<a href="" title=""> <abbr title=""> <acronym title=""> <b> <blockquote cite=""> <cite> <code> <del datetime=""> <em> <i> <q cite=""> <s> <strike> <strong>