Llega un alivio para las pymes bonaerenses

La iniciativa busca impulsar la recuperación y el desarrollo productivo de las pymes.

La moratoria, que lanzó el gobierno de Axel Kicillof para que las pequeñas y medianas empresas bonaerenses paguen sus deudas al fisco, comenzará a implementarse a partir del próximo lunes.

El plan de pago, que forma parte del programa integral de reactivación productiva ArriBa Pymes, otorga una quita del 100 por ciento de los intereses, multas y punitorios, y un financiamiento en cuotas hasta 10 años para la cancelación de las deudas impositivas.

El plan contempla además la regularización de deudas por infracciones laborales, líneas de crédito del Banco de la Provincia de Buenos Aires, y un programa de recuperación de los distintos sectores agropecuarios (porcino, lechería, apícola, bovinos) y cooperativas, entre otras medidas. 

El director ejecutivo de la Agencia de Recaudación de la provincia de Buenos Aires (ARBA), Cristian Girard, explicó que “600 mil empresas mantienen deudas con el fisco por unos 26 mil millones” y la moratoria permitirá a “las Pymes abrir un crédito financiero”.

El funcionario destacó, en declaraciones radiales, que “el objetivo central del gobierno es que las empresas no cierren” porque “cuando una pyme baja sus persianas no vuelve a abrir”.

Girard aclaró que “hasta que se reactive la economía, quieren que las pymes se mantengan en funcionamiento” porque detrás de “cada una de ellas hay una familia”.

Un auxilio para las pymes 

El plan incluye deudas vencidas hasta el 31 de diciembre de 2019 en instancia judicial, prejudicial de los impuestos Inmobiliarios Básico y Complementarios a los Automotores, sobre los Ingresos Brutos y de Sellos. 

Las microempresas que accedan a la moratoria “no deberán abonar anticipos, ni adelantos y el capital lo podrán financiar hasta en 120 cuotas con tasas que van del 1,5 al 2,75 por ciento”, según expresó el director de ARBA. 

En cambio las pequeñas empresas deberán pagar anticipos de entre el 5 y el 15 por ciento y tasas de interés que van entre 1,75 al 3 por ciento en forma creciente según la cantidad de cuotas. Para las medianas empresas el anticipo será desde 5 y hasta el 20 por ciento y con tasas de interés de entre el 2 al 3 por ciento. 

Las medios de pago son al contado, en tres cuotas sin interés y seis hasta 120 cuotas con interés fijo y anticipo, de acuerdo con el tamaño de pyme.

AUNO-29-2-20
BZ-SAM  

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Puedes usar estas etiquetas y atributos HTML:

<a href="" title=""> <abbr title=""> <acronym title=""> <b> <blockquote cite=""> <cite> <code> <del datetime=""> <em> <i> <q cite=""> <s> <strike> <strong>