El ARSAT I comenzó con la cuenta regresiva para su lanzamiento

El satélite de comunicación comenzará a transmitir a mediados de octubre y se estima que tendrá una vida útil de 15 años.

Lomas de Zamora, septiembre 4 (AUNO).- El satélite argentino de comunicación ya se encuentra en la ciudad franco-guyanesa de Kourou, donde se lo acondicionará para su lanzamiento al espacio a mediados de octubre, tras lo cual brindará servicios de televisión, acceso a internet y servicios de datos y de telefonía sobre IP a todo el territorio nacional.

El Arsat-1 es el primero de los satélites del Sistema Satelital Geoestacionario Argentino de Telecomunicaciones, un plan que implica el diseño y fabricación de tres equipos propios, además de su puesta en órbita y operación por la Argentina.

El objetivo del proyecto, según señalaron los impulsores de esta iniciativa, es incrementar “las capacidades del país en materia de telecomunicaciones, defender las posiciones orbitales asignadas al país e impulsar el desarrollo de la industria espacial”.

El ARSAT-1 mide 3,925 metros de alto y 16,416 metros de largo (con los paneles solares extendidos), tiene una profundidad de 5,037 metros, pesa 3 toneladas, tiene una vida útil prevista de 15 años en órbita y está preparado para una disponibilidad de servicios del 99,9%.

Asimismo, se indicó que en función de su diseño, el satélite –que orbitará a 36.000 km de distancia de la Tierra en la posición geoestacionaria 71°8 de longitud 0este–, concentrará su potencia máxima sobre el territorio nacional (incluidas las bases antárticas e Islas Malvinas), permitiendo brindar conectividad a todas las regiones del país.

Su transmisión será en banda Ku, frecuencia que se utiliza principalmente para las comunicaciones satelitales, con alcance a todo el territorio nacional, transportará señales de video, brindará servicios de Televisión Directa al Hogar, y de acceso a Internet para su recepción en antenas VSAT y servicios de datos y telefonía sobre IP.

Por su parte, el presidente ARSAT, Matías Bianchi, señaló que este proyecto comenzó “con la política del expresidente Néstor Kirchner, que tomó dos decisiones estratégicas: defender las posiciones orbitales asignadas a la Argentina y hacerlo con satélites desarrollados en el país”.

Bianchi destacó la importancia de este emprendimiento al manifestar: “Este es el resultado de un gran trabajo no solo de ARSAT sino también de muchos organismos, entidades y empresas, sin las cuales no podríamos haber concretado este proyecto sin precedentes”.

Además, sostuvo que con el ARSAT-1 “viajan también un millón de horas de trabajo de científicos e ingenieros argentinos que se animaron a hacer realidad un sueño, a confiar en ellos mismos y a aportar ellos también en la construcción de nuestra soberanía satelital”

La culminación de este proyecto se pudo llevar a cabo por el trabajo conjunto de ARSAT y el INVAP, que es una sociedad estatal de creada por la Provincia de Río Negro, dedicada al diseño y construcción de sistemas tecnológicos complejos, con una trayectoria de más de 35 años en el mercado nacional y de más de 25 en la escena internacional.

El INVAP, que tuvo a cargo el diseño, la fabricación de componentes y la integración del ARSAT-1, ha desarrollado tecnología de avanzada en diferentes campos de la industria, la ciencia y la investigación aplicada, creando “paquetes tecnológicos” de alto valor agregado tanto para satisfacer necesidades nacionales como para insertarse en mercados externos a través de la exportación.

AUNO-04-09-14
CAS-MFV

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Puedes usar estas etiquetas y atributos HTML:

<a href="" title=""> <abbr title=""> <acronym title=""> <b> <blockquote cite=""> <cite> <code> <del datetime=""> <em> <i> <q cite=""> <s> <strike> <strong>