El 12 por ciento de los chicos que vive en centros urbanos trabaja

Aunque el trabajo de los menores de edad en la Argentina está prohibido, la modalidad no desaparece. Ya sea en la ayuda a familiares o amigos, o fuera de la casa, chicos de entre 5 y 17 años son usados en actividades económicas. El 1,8% desarrolla actividades en las calles y si nació en un hogar pobre tendrá tres veces más chances de terminar empleado que uno de clase media.

Lomas de Zamora, jun 14 (AUNO) – Si un chico tiene la mala suerte de nacer en un hogar pobre de algún centro urbano del país, tendrá tres veces más chances de terminar empleado en alguna actividad económica, que otro de clase media. Si bien la legislación argentina prohíbe el empleo de menores de edad, la práctica continúa. El trabajo infantil es el tema del último informe elaborado por el Observatorio de la Deuda Social Argentina.

De acuerdo con el informe, el 12,3 por ciento de los niños entre 5 y 17 años que habita en las principales ciudades del país desarrolla actividad laborales que son ilegales. El reporte de la UCA precisa que “dicha propensión al trabajo es de aproximadamente 8,1 por ciento en los niños entre 5 y 13 años y alcanza 21,2 por ciento en los adolescentes entre los 14 y 17”.

El Observatorio de la Deuda Social Argentina es un proyecto encarado desde 2004 por investigadores de la Universidad Católica Argentina (UCA) y constituye uno de los mejores seguimientos de la evolución de la pobreza.

La investigación logró detectar que el 1,8 por ciento de los chicos realiza actividades en la vía pública como limpiar parabrisas, abrir y cerrar puertas de taxis, hacer malabares, repartir comidas, mercancías o juntar en la calle papel, cartón o botellas.

También determina que el 9,2 por ciento ayuda en un taller, negocio o en un oficio a un familiar conocido, y en menor medida, el 1,4, realiza trámites o mandados.

Un grupo equivalente al 1,4 por ciento desempeña tareas de limpieza, lavado o planchado para otras familias o negocios. “Todos estos trabajos son realizados en mayor medida por adolescentes que por niños y las actividades en la vía pública suelen ser realizadas en mayor medida por varones que por mujeres”, precisa el detallado estudio de la UCA.

El estudio además señala que en los centros urbanos medianos el trabajo infantil y adolescente es superior a la media del país con un 26 por ciento.

La UCA señala que en el trabajo infantil y adolescente es “especialmente elevado” en el Gran Córdoba, Gran Tucumán y Gran Mendoza, con el 16,8, 16,6 y 14, por ciento respectivamente.
Por otra parte, se destaca que los adolescentes del estrato muy bajo de la población “registran tres veces más chances de trabajar que los del estrato medio alto, mientras que dicha brecha de desigualdad social es de 2,3 veces en los niños”.

Al respecto, el informe indica que “la media de horas trabajadas por semana entre los niños y adolescentes en las grandes ciudades de la Argentina se estima en 5,75 horas”.
Se estima que en promedio los niños trabajan 4,3 horas semanales y los adolescentes 6,8 horas.

El informe se elaboró en base a los datos de la Encuesta de la Deuda Social Argentina (EDSA) a partir de una muestra de 6400 niños, niñas y adolescentes en 3181 hogares de una muestra total de 5706 hogares, realizada en el año 2010.

La muestra es representativa de los conglomerados urbanos: área metropolitana del Gran Buenos Aires, Gran Córdoba, Gran Rosario, Gran Mendoza y San Rafael, Gran Salta, Gran Tucumán y Tafí Viejo, Mar del Plata, Gran Paraná, Gran San Juan, Gran Resistencia, Neuquén-Plottier, Zárate, Goya, La Rioja, Comodoro Rivadavia, Ushuaia y Río Grande.

AUNO 14.6.2011
CGL
aauno@yahoo.com.ar

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Puedes usar estas etiquetas y atributos HTML:

<a href="" title=""> <abbr title=""> <acronym title=""> <b> <blockquote cite=""> <cite> <code> <del datetime=""> <em> <i> <q cite=""> <s> <strike> <strong>