Ni de uno ni del otro

Continúa sin resolverse el conflicto desatado en la seccional Edesur de Lomas de Zamora luego del despido de un delegado gremial. La concesionaria deslindó responsabilidades en una empresa contratista. Y ésta prefirió guardar silencio. El gremio que nuclea al personal contratado mediante cooperativas exige la reincorporación del trabajador.

La empresa Edesur negó responsabilidad alguna en el despido de un delegado gremial de su sucursal de Lomas de Zamora y por el cual el gremio que nuclea al personal contratado mediante cooperativas de trabajo mantuvo un largo conflicto con medidas de fuerza que podrían repetirse en caso de que no se reincorpore al trabajador.

“La empresa contrata servicios a cooperativas” cuyas decisiones con sus empleados “les resultan ajenas” a Edesur, aclaró a AUNO un vocero de la compañía.

Es que el chofer cesanteado trabaja para una cooperativa en que Edesur terceriza algunas tareas, como reparaciones, mantenimiento y traslado de materiales.

Sin embargo, las responsabilidades siguen sin quedar claras. Carlos Staganelli, titular de la Cooperativa del Oeste, empleadora directa del chofer, prefirió hacer mutis por el foro: “No hay nada que decir” sobre el tema, sintetizó a AUNO.

“Edesur me echó porque yo era el que más revuelo hacía”, sostuvo en diálogo con esta agencia el chofer Raúl Acosta, en referencia a los intentos que había realizado por “sacarle un aumento” a la multinacional.

Además, el trabajador denunció el “fraude laboral” que cometería la empresa al “hacer trabajar once horas a los empleados y pagarles sólo ocho”, situación que se repetiría también “con personas mayores de 60 o 70 años”.

Por otra parte, Acosta aseguró que Edesur primero lo amenazó con que si no entregaba el radio que usaba en su trabajo y que serviría para probar que era empleado de la empresa le iban a “hacer una denuncia penal”, y que después intentaron “darle un premio” de mil pesos si lo “hacía voluntariamente”.

Acosta reconoció que “el conflicto va para largo” y que, mientras espera la reincorporación o “la triple indemnización” que le correspondería, se dedica a la cría de chinchillas.

No obstante, aseguró que le gustaría volver a entrar a la empresa “para que no sigan pisoteando a la gente”.

El gremio publicó una carta abierta dirigida al accionista mayoritario de la concesionaria de energía eléctrica, el grupo Enel Italia, en la que acusa a Edesur de tener una “mentalidad de rapiña” y de “prodigar a través de sus funcionarios la correspondiente falta de calidad humana” en el trato con sus empleados.

Además, el sindicato advierte en el texto que “el fraude laboral” contra los tercerizados en general y contra el despido de Acosta en particular “no quedarán impunes”, ya que “hará lo imposible” para que “no aumenten sus ganancias (las de la concesionaria) y resuelvan sus entuertos corporativos, sobre la sangre, sudor y lagrimas de los trabajadores y los usuarios”.

RNF-AFD
AUNO–08-04-10

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Puedes usar estas etiquetas y atributos HTML:

<a href="" title=""> <abbr title=""> <acronym title=""> <b> <blockquote cite=""> <cite> <code> <del datetime=""> <em> <i> <q cite=""> <s> <strike> <strong>