Ir en tren y volver en colectivo

Por veinte días, el ramal ferroviario no operará en el tramo Constitución-Temperley, entre las 22 y las 3.30. Es por la realización de obras para mejorar el estado de las vías. Ahora, para retornar al Sur del Conurbano hay utilizar un servicio especial de micros que sólo llega hasta Remedios de Escalada. La otra opción es viajar en el tren diesel.

El grupo concesionario que administra el servicio ferroviario de la ex línea Roca comenzó, por espacio de veinte días, un plan de refacción de las vías que suscita molestias entre los pasajeros. Es que en el marco de estas obras, el servicio eléctrico regular que une las estaciones de Constitución y Temperley, se interrumpe todas las noches desde de las 22.

Se trata de la continuidad de un cronograma de reparaciones en los rieles que la Unidad de Gestión Operativa Ferroviaria de Emergencia del Ferrocarril Roca (UGOFE) realizaba anteriormente durante el intervalo que se producía entre la medianoche y las 3.30, hora en la cual se reanudan los recorridos regulares.

Ahora, los usuarios que hacían habitualmente ese trayecto deben optar por alguna de las dos alternativas que la empresa dispuso como paliativo: viajar en micros, o bien utilizar el servicio diesel que se desplaza por la ex línea Roca.

“Desde Constitución saldrá un servicio de micros, con frecuencias de diez minutos y tendrá una identificación que le dará la empresa. Costará lo mismo que un pasaje de tren al destino hacia donde viaja el pasajero, habrá paradas en todas las estaciones hasta Remedios de Escalada”, explicó, Eduardo Montenegro, vocero de UGOFE en diálogo con AUNO.

Y al respecto agregó: “La otra opción es tomar el tren diesel, por ejemplo, para quienes deban trasladarse hasta Temperley, para luego combinar con los otros ramales que llegan a Ezeiza, Glew o Alejandro Korn”.

Por su parte, desde la Comisión Nacional de Regulación del Transporte (CNRT) informaron a esta agencia que existió una comunicación vía fax en la cual la concesionaria anunciaba la interrupción del servicio.

No obstante, desde el organismo oficial no se confirmó que la reglamentación vigente avale que UGOFE esté en condiciones de poner en funcionamiento un servicio de micros que supla al que normalmente presta el ferrocarril.

El sistema de buses sólo funcionará desde la terminal de Constitución hacia el Conurbano. En tanto que los pasajes se expenden en las boleterías de la estación, donde los empleados se encargan de informar al usuario desde dónde parte el micro que deben abordar.

“Este intervalo de 20 días es necesario para que se puedan terminar todas las refacciones. De domingo a viernes el cumplimiento de este horario será riguroso, en cambio, los fines de semana, la interrupción será mayor”, especificó Montenegro.

De esta forma, el fin de semana no habrá servicio por doce horas, entre las 23 del sábado y las 11 del domingo.

Además, el vocero de la unidad ferroviaria sostuvo que estos cambios son para que el tren vuelva a circular a 90 kilómetros por hora y amplíe la frecuencia de sus viajes.

“Actualmente los trenes funcionan a una velocidad máxima de 60. La idea es que podamos ir más rápido para disponer de mayor cantidad de formaciones, lo que mejoraría la frecuencia del servicio”, fundamentó Montenegro.

La medida genera trastornos a los pasajeros que regresan en esos horarios de sus obligaciones, por ejemplo, los estudiantes y los trabajadores que utilizan los servicios nocturnos.

AUNO 30-05-08
GRD-LDC.

locales@auno.org.ar

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Puedes usar estas etiquetas y atributos HTML:

<a href="" title=""> <abbr title=""> <acronym title=""> <b> <blockquote cite=""> <cite> <code> <del datetime=""> <em> <i> <q cite=""> <s> <strike> <strong>