Energía eólica para dotar de electricidad a seis mil pobladores rurales

En Chubut, comenzaron a instalarse 1500 equipos para suministrar energía eléctrica a viviendas donde no llega la red convencional. Son equipos fabricados en el país y estarán instalados antes de fin de año.

La provincia de Chubut sumará, en los próximos meses, 1500 molinos para la generación de energía eléctrica, en el marco del Programa de Energías Renovables en Mercados Eólicos Rurales (PERMER), cuya finalidad es dotar de electricidad a las viviendas de unos 6000 pobladores que viven en distintos puntos del interior provincial y a los que las redes convencionales no llegan.

La instalación se realizará después de verificar el correcto funcionamiento de los tres generadores que están trabajando en zonas de Paso del Indios y El Maitén, a manera de prueba. De esta manera comenzó a correr el tiempo para la instalación de los 1500 molinos en un lapso de un año.

La distribución en la provincia de estos equipos hará en tres grandes sectores: 682 generadores serán puestos en funcionamiento en la zona de la meseta; 308 en la zona demarcada como costa-sur y 510 en el sector de la cordillera.

Para poder llevar adelante estas tareas se dispusieron 10 equipos de trabajo, que involucran alrededor de 30 personas en total, que trabajarán en forma simultánea en distintos puntos de la provincia.

La instalación de los tres primeros equipos se realizó durante la primera semana de julio. Entre agosto y septiembre se entregaron los primeros 300 equipos y el resto se prevé para fin de años están los 1500 equipos en condiciones de funcionar.

El PERMER es un programa de la Secretaría de Energía de la Nación y la licitación se puso en marcha a propuesta de la Dirección de Energía Renovable de la provincia del Chubut, para la denominada “Provisión, instalación, puesta en servicio y mantenimiento de 1500 Sistemas Eólicos Residenciales” durante el año pasado.

Se trata de una propuesta que se financia con una donación del Fondo Mundial para el Medioambiente (GEF) y un préstamo del Banco Internacional de Reconstrucción y Fomento de Energías Renovables en Mercados Rurales.

Los trabajos se adjudicaron a las empresas INCRO y Giacobone, que proveerá molinos fabricados en el país. Se trata de sistemas de conversión de energía eólica, tipo Wind Home System (WHS), destinados al proyecto de electrificación rural de viviendas dispersas.

El WHS es un sistema integral de conversión y aprovechamiento de la energía del viento, para su utilización final en consumos eléctricos de equipamientos de uso hogareño.

En Chubut hay instalados hoy más de 800 equipos, de los cuales la mitad se encuentra en establecimientos privados. Algunos llevan más de 12 años funcionando ininterrumpidamente con un mantenimiento de las palas, que se recambian cada 3 ó 4 años. En total, solo en Patagonia hay, hasta hoy, un promedio de 20.000 hogares y algunas escuelas rurales de Chubut que utilizan energía suministrada por estos molinos.

AUNO 06-10-08 MS/EV

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Puedes usar estas etiquetas y atributos HTML:

<a href="" title=""> <abbr title=""> <acronym title=""> <b> <blockquote cite=""> <cite> <code> <del datetime=""> <em> <i> <q cite=""> <s> <strike> <strong>