Una red de laboratorios para controlar la contaminación en la cuenca del Matanza

El programa fue lanzado por la Secretaría de Ambiente y Desarrollo Sustentable de la Nación. Se invertirán en un año 9,2 millones de pesos. Además entregaron 20 unidades móviles a los municipios para el traslado de muestras a los laboratorios y de personas afectadas por la contaminación.

Martín Silles

Un Programa de Laboratorios y Pruebas de Muestras Ambientales, destinado a controlar la contaminación de la Cuenca Matanza-Riachuelo, fue puesto en marcha por el secretario de Ambiente de la Nación, Homero Bibiloni, como parte de las actividades de la Autoridad Matanza Riachuelo (ACUMAR), el organismo creado por el gobierno nacional para tratar el tema de la contaminación del Riachuelo.

En los laboratorios se realizarán estudios de contaminación del agua con metales pesados o hidrocarburos entre los que se puede mencionar plomo, cromo, mercurio, tolueno y benceno y será la primera vez que este tipo de estudios se realizan en forma gratuita en la provincia, ya que antes solo se hacían en la Facultad de Bioquímica de la UBA.

Ocho de los quince municipios que componen la cuenca recibieron, en el mismo acto, camionetas para permitir el traslado de muestras de laboratorio y de pacientes que deban recibir tratamiento debido a las consecuencias de la contaminación de la cuenca y para las que se realizó una inversión de 821 mil pesos.

Lomas de Zamora recibió tres móviles, lo mismo que Lanús, Avellaneda y Ezeiza, mientras que La Matanza recibió cuatro; Almirante Brown, dos, y Esteban Echeverría y Cañuelas, uno cada uno.

Los laboratorios se desarrollarán gracias a un acuerdo alcanzado con el Centro de Asesoramiento Toxicológico Analítico (Cenatoxa) de la Facultad de Farmacia y Bioquímica de la UBA, el Hospital de Pediatría Juan P. Garrahan, el Hospital Posadas y el Instituto de Desarrollo e Investigaciones Pediátricas (IDIP) del Hospital de Niños Sor María Ludovica de La Plata.

Estas instituciones recibirán subsidios por un total de 9.267.489 pesos para la adecuación edilicia, la capacitación del personal y la adquisición de los equipos e insumos, por el término de un año.

Al mismo tiempo que las autoridades realizaban este lanzamiento, la organización ambientalista Greenpeace difundió un estudio realizado a partir de muestras de agua tomadas en pozos de la cuenca, en el que determinaron que el líquido “no es apto para el consumo humano acorde a los valores guía del Código Alimentario Argentino”, según explicó Juan Carlos Villalonga, director de Campañas de Greenpeace Argentina.

Con respecto a las acciones que el municipio de Lomas de Zamora desarrolla para el saneamiento de la cuenca, el secretario de Obras Publicas, Julio Massara, explicó que “desde esta área lo que hacemos son los controles de los distintos establecimientos industriales y cuando corresponde se hacen las clausuras”. “Incluso, si corresponde, hacemos las denuncias penales, pero después el seguimiento del tema y la posible reanudación de actividades la hace la justicia”, concluyó Massara.

Al respecto, el funcionario informó que la comuna “ya ha controlado la mitad de las 600 industrias radicadas en el municipio”.

Por su parte, el secretario de Recursos Hídricos de la comuna, Pablo de Rosa, explicó que “las inundaciones se generan debido al aumento del nivel de las napas y la diferencia de alturas que existen por los desniveles del terreno en Lomas de Zamora, ya que en algunos lugares los terrenos son más bajos que la cuenca, como el caso del arroyo Unamuno, que está 20 metros por encima de algunos barrios”.

AUNO 29-05-09 MS EV

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Puedes usar estas etiquetas y atributos HTML:

<a href="" title=""> <abbr title=""> <acronym title=""> <b> <blockquote cite=""> <cite> <code> <del datetime=""> <em> <i> <q cite=""> <s> <strike> <strong>