Una semana para recordar al autor de ‘El Examen’

Comenzó el ciclo “Julio en Agosto” en homenaje al escritor Julio Cortázar. Habrá actividades en centros culturales de Banfield.

Daniela Becerra

Lomas de Zamora, agosto 26 (AUNO) – Los homenajes a Julio Cortázar comenzaron en la esquina banfileña de Maipú y Belgrano donde funcionaba la escuela Nº 10 a la que concurrió y que lleva su nombre.

Allí, cerca de cien alumnos de las escuelas Nº 7, Nº 10, ENSAM y Tiempos Modernos, maestros y vecinos se reunieron para descubrir un busto del escritor realizado por el escultor Juan Carlos Mercurio.

El artista plástico, en diálogo con AUNO, señaló: “Es una representación formal de Julio, lamentablemente no lo tengo aquí para estudiar su figura, su anatomía, pero intento homenajearlo de este modo”.

El frío comenzó a helar las caras y las manos de los participantes de la apertura, pero no logró que se perdieran los curiosos “susurros” del Colectivo Cultural “El Banfileño”, un grupo de vecinos que organizan actividades en la localidad.

Sus integrantes se escabulleron entre el público y con un tubo de cartón decorado fueron susurrando fragmentos de los textos de Cortázar a los espectadores. Sus palabras fueron disparadores para recordar las obras más célebres del autor: Rayuela, Bestiario o Historias de Cronopios y de Famas.

Siempre es una buena ocasión para recordar a Cortázar, aún más cuando se cumple el centenario de su nacimiento. Banfield es la meca de los homenajes este mes, ciudad que lo vio crecer y que también fue musa de su pluma.

“Algunos chicos juegan con bolitas, otros juegan con las palabras, como Julio”, sintetizó Cacho, miembro de “El Banfileño”. Él tuvo la creatividad de inventar un nuevo idioma y que su lectura sea “agradable”. “Es un descubrimiento que recomiendo”, agregó el vecino.
Al grito de “¡Buenas arenas!”, el clásico saludo entre los entrañables cronopios y famas —hijos literarios de Julio—, la escultura fue destapada por su autor con la ayuda de los alumnos representantes de cada escuela. El público respondió de forma unánime con aplausos al ver la figura de Cortázar.

“La obra está para tocarla, para descubrir sus formas, acérquense”, invitó Mercurio a descubrir la figura de bronce del escritor.

Los espectadores aceptaron la propuesta de una de las vecinas de emplazar la escultura en esa esquina de Banfield para recordarlo en el sitio donde vivió su infancia y donde hoy funciona un bar que lleva el nombre “Cronopio”.

Cerca del mediodía, cada alumno se tomó una fotografía con el busto. Ocuparon la calle que había sido cortada para el acto y recordaron orgullosos más fragmentos de las obras del gran Julio, el inmortal, que como ellos es de Banfield.

AUNO-26-08-14
DB-SAM-HRC

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Puedes usar estas etiquetas y atributos HTML:

<a href="" title=""> <abbr title=""> <acronym title=""> <b> <blockquote cite=""> <cite> <code> <del datetime=""> <em> <i> <q cite=""> <s> <strike> <strong>