Quedó libre el acusado por la muerte de Bugatto

Se trata del policía y único imputado en la causa, Damién Benítez, quien mató de un tiro en el pecho al exfutbolista de las inferiores de Banfield y alegó que hubo un tiroteo. La familia del joven desmiente esta versión y sostiene que se trató de un caso más de “gatillo fácil”.

Belén Escobar

Lomas de Zamora, diciembre 3 (AUNO).- La Justicia excarceló a Damián Benitez, el único imputado en el asesinato de Lautaro Bugatto, el joven futbolista de las inferiores del club Banfield que falleció en el pasado mayo por un disparo en el pecho. “Los jueces explicaron que la decisión se tomó porque si estaba preso o en libertad era lo mismo. Dijeron que no iba a entorpecer la causa porque prometió que no se iba a fugar”, criticó ante AUNO Florencia Bugatto, hermana de la víctima.

El policía Benítez se encontraba en prisión preventiva en el Penal 40 de Lomas de Zamora mientras aguardaba por su juicio, que está estipulado para el año próximo. Pero esa situación se modificó debido a que la causa cambió de carátula, tal como se advirtió que podría suceder en octubre, de “homicidio agravado por el uso de arma” a “homicidio cometido con exceso en la legítima defensa”.

La familia del muchacho, que murió de un tiro en el pecho que le produjo una hemorragia en los pulmones, denunció hace algunos meses que había “irregularidades” en la causa y por ese motivo se manifestó reiteradas veces, junto con distintas organizaciones, frente a los Tribunales lomenses.

Lo que cuenta la querella es que la noche del 6 de mayo el joven de 20 años salía de su casa de Burzaco, ubicada en la esquina de Monteverde y Pedro Goyena, junto a dos primos y un amigo. Fue en ese instante cuando dos ladrones quisieron robar la moto en la que viajaba la hermana del agente, quien iba en un auto detrás de ella. En ese ínterin, comenzó a disparar y Lautaro recibió una bala que terminó con su vida.

Lo que destaca la familia de esta versión es que los delincuentes huyeron al ver que el policía bonaerense disparaba, algo que contrasta con lo que declaró Benítez que afirma que hubo un tiroteo en el que Bugatto fue herido. Aseguró haber disparado para defenderse porque alguien lo había hecho anteriormente.

Pero esa versión fue desmentida por los familiares del futbolista que sostienen que los únicos disparos fueron provenientes del arma del policía, que ese día se encontraba de franco, algo que, con el peritaje se comprobó.

Otro de los puntos que subraya la parte acusadora para ratificar la acusación contra Benítez es que él intentó escapar cuando vio que había una persona herida, pero su huída no fue exitosa ya que la tía de la víctima junto con una amiga pudieron impedirlo.

Dentro de los numerosos ítems en los que hace hincapié la familia Bugatto se encuentra el “érroneo” procedimiento de los policías que se hicieron cargo de lo sucedido aquella noche, a quienes acusan de “corporativismo”. Según los familiares del deportista el auto del imputado no fue llevado inmediatamente a peritaje, sino que eso sucedió algunas horas después, un motivo por el cual ellos afirman que hubo “alteraciones” en las pruebas de la escena del crimen.

“Con la liberación de Benítez no podemos hacer nada. Sólo esperamos que le den una pena porque con el cambio de carátula le bajaron los años. Por homicidio simple son 25 años, y por legítima defensa son cinco, e incluso, puede salvarse de la prisión”, sollozó Florencia Bugatto.

MBE-AFD
AUNO-06-12-12

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Puedes usar estas etiquetas y atributos HTML:

<a href="" title=""> <abbr title=""> <acronym title=""> <b> <blockquote cite=""> <cite> <code> <del datetime=""> <em> <i> <q cite=""> <s> <strike> <strong>