Un libro sobre la década kirchnerista

El periodista Daniel Miguez presentó su último libro “10 años. Una década de gobierno kirchnerista”, en el que estudió “cómo se configuraron los hechos más importantes” que se sucedieron desde la asunción de Néstor Kirchner en 2003. Estuvo acompañado por el ministro Carlos Tomada y el senador Daniel Filmus.

Lais Vázquez

Lomas de Zamora, julio 13 (AUNO).- Hace poco más de un mes la Plaza de Mayo y 20 cuadras a la redonda estaban llenas de personas dispuestas a festejar una “década ganada”. Ese período fue analizado minuciosamente por el periodista Daniel Míguez en su último libro “10 años. Una década de gobierno kirchnerista”, cuya presentación se realizó en la Casa Nacional del Bicentenario, con la presencia del ministro de Trabajo, Carlos Tomada, y del senador Daniel Filmus. Allí, el autor destacó “la visión que tuvo el ex presidente Néstor Kirchner al notar que la Argentina se encontraba lista para un cambio político, económico y social”.

A través de la vidriera enorme que daba a Riobamba, se veían personas que llegaban a las corridas para refugiarse de la lluvia porteña. A las 20, una hora más tarde de lo previsto, eran al menos 150 los presentes y, entre ellos, los diputados Carlos Raimundi, Carlos Gdanski y Natalia Gradaschi; el vicepresidente de Telam y decano de la facultad de Ciencias Sociales de la UNLZ, Santiago Aragón; el ex vocero presidencial Miguel Núñez; el operador político histórico de Néstor Kirchner, José Salvini; la subsecretaria de Políticas Universitarias, Laura Alonso; la secretaria general de la Unión de Trabajadores de Prensa de Buenos Aires (UTPBA), Lidia Fagale; el ex baterista de Almendra y Aquelarre, Rodolfo García; y los periodistas Alejandro Fabbri, Eduardo Videla, Germán Ferrari, Marina Julia Mastromarino y Alina Moine, entre otros.

“Como nosotros somos contemporáneos quizás no notamos la verdadera dimensión del proceso político que vivimos. Creo que este libro va a servir como una cápsula de tiempo, una base para los historiadores del futuro”, reflexionó el periodista y conductor Daniel Tognetti, que ofició como moderador durante el inicio de la presentación.

Setecientas sesenta y cinco páginas. El volumen es la prueba de lo exhaustivo que decidió ser Miguez en su tercera publicación, que guarda una gran conexión con “Kirchner íntimo”, su obra anterior. “Podría hacerse un libro por cada capítulo”, aseguró el director de AUNO y revista El Cruce, para dejar claro su entusiasmo con la temática tratada.

A los pocos minutos del comienzo del evento, espontáneamente comenzaron a aplaudir todos: había llegado el ministro de Trabajo, Carlos Tomada, para incorporarse al panel. “Yo me lo devoré. Me pareció entrañable”, expresó entre risas como primer elogió de los múltiples que repartió durante toda la jornada. “Va a servir como manual de historia, como material bibliográfico en los secundarios y las universidades. Además, lo relata de una manera interesante, atractiva y con una grado de detalle que deleita”.

El clima que se vivía en la sala era totalmente distendido. La unidad ideológica entre los panelistas invitados generaba una complicidad constante para hacer chistes y a la vez críticas a la oposición. “El libro es tan grande que fui directo a algunas partes que me interesaban particularmente, como la lista de nombres de los que votaron en contra de las retenciones al campo o la página de Sergio Massa”, bromeó Tomada en referencia al intendente de Tigre que acaba de lanzar su candidatura a diputado por el Frente Renovador.

La reforma de los miembros de la Corte Suprema, la manera en la que se mantuvieron las negociaciones colectivas de trabajo a pesar de la crisis económica internacional de 2008 y 2009, los debates por la Ley de Servicios de Comunicación Audiovisual, la relación con el resto de los partidos, la Ley de Matrimonio Igualitario y el aumento del 3 al 6 por ciento del PBI destinado a la educación fueron algunas de las medidas del kirchnerismo que se repasaron y que el ministro calificó como “decisiones que permitieron recuperar la palabra ‘coraje’ en la política”.

De pronto, los aplausos volvieron a resonar. En ese momento había ingresado el senador Daniel Filmus, que venía de la presentación de las candidaturas porteñas del Frente para la Victoria para las próximas elecciones legislativas, que él encabeza aspirante a senador.

“El elemento central de este libro es que demuestra por qué este no fue un gobierno de transición como todos esperaban. Apostar al Mercosur, a la distribución del ingreso, al aumento de las escuelas técnicas, de la ciencia y tecnología, de la educación, no es producto de un ‘viento de cola’, como muchos afirmaban”, destacó Filmus y, en sintonía con los comentarios anteriores, consideró que la publicación “no es un oportunismo comercial porque se cumplen 10 años. Va a ser un clásico, va a ser un libro de consulta”.

Además de los dirigentes políticos, Miguez estuvo acompañado por muchos colegas de la Universidad de Lomas de Zamora, casa de estudios que lo vio formarse y formar a otros periodistas.

Para la realización de “10 años”, Miguez se basó en “la fortuna de haber tenido que cubrir día a día al kirchnerismo desde el 2002”, utilizó un “fuerte contenido de archivos de diarios, revistas y libros” y contó con la colaboración de los periodistas Alejandro Giuffrida y Soledad Arréguez Manozzo. Ellos se encargaron desde septiembre del año pasado del relevamiento diario de medios y de un trabajo de investigación que para el autor significó “imprescindible”.

Pronto llegó el momento de los agradecimientos. Allí, Miguez aclaró que la elección de Filmus y Tomada como panelistas era la forma de representar “dos pilares fundamentales de este Gobierno que fueron la educación y el trabajo”. También, destacó que el ministro forma parte de este “proyecto de país” desde la conformación del “Grupo Calafate” en 1998, cuando Kirchner convocó a dirigentes peronistas antimenemistas.

“Los ejes temáticos que atraviesan el libro no necesariamente coinciden con la agenda de los grandes medios de comunicación. Por ejemplo, a algunos medios les parece importante cuántas conferencias de prensa puede dar o dejar de dar un funcionario; y a mí me interesa más que bajó la mortalidad infantil y que aumentó la expectativa de vida de los argentinos”. Con esas palabras, Miguez resumió el espíritu de la jornada. Una vez concluida la reunión, las caras giraron para volver a mirar hacia afuera de la vidriera enorme. Buenos Aires continuaba tan gélida como siempre.

13-07-13
LMVR-AG-EV

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Puedes usar estas etiquetas y atributos HTML:

<a href="" title=""> <abbr title=""> <acronym title=""> <b> <blockquote cite=""> <cite> <code> <del datetime=""> <em> <i> <q cite=""> <s> <strike> <strong>