Caso Bugatto: el miércoles se conocerá el veredicto

El policía David Benítez dijo que “sólo cumplía con el deber” y que no tuvo intención “de matar a nadie”. La querella pidió 20 años por “homicidio agravado” mientras el fiscal solicitó 12 por “homicidio simple”. El Tribunal dará el veredicto el próximo miércoles.

Juan Relmucao

Lomas de Zamora, septiembre 11 (AUNO) – El policía bonaerense David Benítez, el único imputado por el asesinato del futbolista de Banfield Lautaro Bugatto, aseguró hoy que “sólo cumplía” su deber la noche que le disparó y que no tuvo “intención de lastimar a nadie”, en la última audiencia del juicio.

El Tribunal Oral en lo Criminal 10 de Lomas de Zamora decidirá el próximo miércoles si condena al agente por homicidio como piden la Fiscalía y la querella o si le aplica una pena excarcelable por “exceso en legítima defensa”, como quiere la defensa del acusado.

“Va a ser corto”, avisa el asistente del TOC 10. Afuera de la sala A, en el tercer piso de los Tribunales de Lomas de Zamora, familiares y allegados de Lautaro Bugatto esperan para escuchar las últimas palabras del policía que lo mató la noche del 6 de mayo de 2012, que dirá ante los jueces Daniel Julio Manzini, Susana Silvestrini y José Ignacio Polizza.

Durante los últimos dos años, tiempo en el que se desarrolló la investigación y juicio, Benítez nunca negó haber disparado esa madrugada de mayo ni tampoco haber provocado la muerte del joven deportista.

Más allá de las amenazas manifestadas por la familia y de la adulteración de la evidencia denunciada por el fiscal, su estrategia consistió en incriminar al chico en un hecho delictivo: según la defensa, Bugatto intentó asaltar a la hermana del policía cuando la mujer iba en moto mientras que el agente se desplazaba metros atrás, en un Renault 12.

Según la defensa del policía, Benítez dio la voz de alto y ante el ataque de Lautaro se vio obligado a disparar, acción que terminó en el fallecimiento del muchacho.

A sala llena, y ante la posibilidad de recibir una condena de hasta 20 años de cárcel, Benítez declaró: “Mi intención no fue lastimar a nadie, repelí una agresión y sólo cumplía con mi deber”.

En esta afirmación, el abogado de la familia Bugatto, Lucio de la Rosa, encontró “una medida desesperada”. “A lo largo del juicio, lo único que hizo fue incriminar a Lautaro. Estos dichos no tienen relevancia en un juicio que duró casi un mes y en el que se produjo mucha prueba que incrimina a Benítez y deja en claro que Lautaro no tuvo nada que ver”, aseguró.

“Las declaraciones de los testigos que presentamos son claras, contundentes y sin contradicciones –destacó el abogado-, mientras que los testigos de la defensa se contradijeron tanto que el fiscal inició una causa por falso testimonio”.

Los allegados de la víctima señalaron que las últimas palabras pronunciadas por el policía la noche del crimen fueron “callate porque te mato”. La amenaza, denuncian, se dirigió a uno de los chicos que acompañaba a Lautaro cuando la bala lo impactó.

El argumento de familiares y amigos es que el jugador, habitual convocado para la selección sub 20 de fútbol, estaba en la puerta de su casa con amigos a punto de ir a bailar cuando fue baleado.

El proyectil era uno de los siete disparados por Benítez que, siempre según la familia, disparó “a mansalva” contra los ladrones que asaltaron a su hermana y que habían salido corriendo ante el primer tiro.

Su versión es apoyada por todos los especialistas que peritaron la escena del crimen: se hallaron siete vainas disparadas por el arma del agente y no hubo registros de otras balas más que las de Benítez.

Esa prueba se suma a lo explicado por los forenses durante las primeras audiencias: Bugatto no podría haberse fugado y trepado un muro como indicó el acusado; ya que la bala le causó una herida tal que apenas pudo caminar unos metros.

A seis días de la resolución de la causa, el hermano de Lautaro, Gonzalo Bugatto, manifestó sus expectativas de que “Benítez termine condenado, ya sea por 20 o 12 años, pero que se haga justicia”.

La querella solicitó 20 años, por entender que se trata de un homicidio agravado, mientras el fiscal solicitó 12, por homicidio simple.

El abogado de la familia sintetizó, en diálogo con AUNO, los motivos de la condena exigida: “Esta pena busca generar conciencia entre el personal policial, que está para proteger y servir a la sociedad; esperemos que sean capaces de pensar antes de bajarse de un auto a tirar tiros para todos lados”.

AUNO-11-9-2014
JR-SAM

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Puedes usar estas etiquetas y atributos HTML:

<a href="" title=""> <abbr title=""> <acronym title=""> <b> <blockquote cite=""> <cite> <code> <del datetime=""> <em> <i> <q cite=""> <s> <strike> <strong>