Macri y su delfín, de campaña en El Porvenir

Con globos amarillos y banderas, el jefe de gobierno porteño presentó a su ministro de Economía, Néstor Grindetti, como candidato a intendente de Lanús. Lo elogió porque “a pesar de esa cara de traste, está convencido de que va a cambiar la historia de Lanús”.

Lomas de Zamora, agosto 4 (AUNO)-. El jefe de Gobierno porteño, Mauricio Macri, presentó en un acto de campaña al precandidato a intendente de Lanús por el PRO, Néstor Grindetti, que le disputará el puesto al actual mandatario, Darío Díaz Pérez. Además de brindarle su respaldo y aprobación, le aseguró que “contará con todos los recursos de la Ciudad de Buenos Aires” para una eventual gestión. Y durante los escasos minutos que duró su discurso, dejó entrever sus intenciones presidenciales para 2015.

“Esta forma de hacer política entusiasma cada vez a más argentinos y queremos todos juntos ir preparando el cambio que el país necesita”, aseveró Macri y estallaron papelitos de colores, y se agitaron los globos amarillos en las manos del público presente en el Club El Porvenir, de Gerli.

Con pocos gestos y sintéticas palabras, el mandatario porteño afirmó que pretende preparar el terreno bonaerense. “Queremos hacer en Lanús lo hecho en la Ciudad”, prometió en caso de que Grindetti sea electo, sin hacer propuesta alguna.

Y para convencer a las mil personas presentes sus palabras fueron contundentes: “Lo más importante de todo es que, a pesar, muy a pesar de esa cara de traste que muchas veces tiene y de que es hincha de Independiente, está convencido de que va a cambiar la historia de Lanús, porque va a estar cerca de todos ustedes”.

En ese intento por presentar al candidato pretendió inyectar la marca PRO en un distrito de histórica impronta peronista. Para no desentonar, la estrategia allí está en la lista de concejales integrada por gente del riñón del aspirante presidencial por Unión Popular, Eduardo Duhalde, como Jorge Sarghini y Gerónimo “Momo” Vanegas, titular de la Unión Argentina de Trabajadores Rurales y Estibadores (UATRE), que estuvieron presentes en el encuentro.

Casi ocho minutos para Grindetti, poco más de diez para Macri y la sola presencia de la electa vicejefa de gobierno, María Eugenia Vidal, bastaron para agitar al público ataviado de amarillo. Eso sí, si alguien pensó que ser puntual es PRO, se equivocó: Macri y Grindetti debieron esperar hora y media para presentarse ante los lanusenses.

Es que un corte de luz en el barrio y el cierre de los puentes Alsina y Vélez Sarsfield obstaculizaron la llegada de los funcionarios. Ambos hechos fueron atribuidos al mandatario local y sus allegados..

En tanto, las excentricidades PRO estuvieron a la orden del día. Un zeppelin inflable esperaba a la entrada con la leyenda “Néstor Grindetti intendente 2011”. También, un auto de carreras decorado de la misma manera, todo amarillo, claro. Las banderas y globos amarillos fueron repartidos por mujeres de amarillo en la entrada.

Dentro, el gran galpón estaba vestido con banderas con el slogan de campaña: “Vos sos bienvenido”. Y la batucada del barrio aprovechó e hizo retumbar en el techo de chapa el sonido de los bombos y redoblantes. Así, mientras los pibes de barrio siguieron el ritmo de la cumbia de los altoparlantes, los más PRO, distinguidos con un pin amarillo y negro, apenas zarandearon sus caderas y taparon sus oídos.

En Gerli confluyeron personas de toda índole y el contraste entre los más PRO y los más pobres fue imposible de obviar. Viven realidades antagónicas. Ante ellos, el secretario de Hacienda porteño y precandidato se confesó: “Mi sueño es ser intendente de Lanús”, admitió luego de revelar que “el bichito de la política” le picó hace diez años “gracias a Mauricio”.

También, enumeró una serie de propuestas de campaña con críticas a la gestión actual en áreas como “salud, seguridad y estructura”. Aunque no ahondó en ellas, aseguró que “para todo hay un plan”. Acto seguido, dando por entendido que todos los presentes tienen Internet al alcance de su mano, los invitó a ver las propuestas “en la página de la Fundación de Estudios Municipales”.

A su turno, Macri, cual locutor moduló cada palabra que pronunció. Y no faltó el slogan —ya trillado— “está muy bueno que ustedes estén acá”. Ya entrada la noche, quienes acompañarán a Grindetti subieron al escenario. Pero como los discursos ya habían sido pronunciados, el público prestó poca atención y escapó hacia su hogar rápidamente.

CP-AFD
AUNO-04-08-11

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Puedes usar estas etiquetas y atributos HTML:

<a href="" title=""> <abbr title=""> <acronym title=""> <b> <blockquote cite=""> <cite> <code> <del datetime=""> <em> <i> <q cite=""> <s> <strike> <strong>