Fue declarada la “emergencia pediátrica” en el Santamarina

La ausencia de pediatras en las guardias de los domingos fue la razón para declarar ese estado en el hospital Santamarina. La medida habilita remunerar los puestos vacantes con un sueldo superior. La falta de profesionales e insumos se repite en las unidades sanitarias del distrito. Y su provincialización no es una solución cercana.

El hospital municipal de Esteban Echeverría “Sofía T. De Santamarina” fue declarado en “emergencia pediátrica y neonatológica” luego de que algunos profesionales de esta área fueran cesanteados y que otros renunciaran tras las muertes que se investigan por “mala praxis”, una situación ante la cual el Ejecutivo quedó habilitado a contratar a médicos con un sueldo mayor al que cobra actualmente el personal.

La escasez de pediatras durante la semana y la ausencia total de médicos de niños en el servicio de guardia de los domingos fueron los elementos que consideró el Concejo Deliberante local para autorizar la emergencia por 120 días. Esta agencia intentó obtener más precisiones respecto de la postura del Ejecutivo, pero las fuentes prometieron precisiones en los próximos días.

Lo cierto es que durante este período, el equipo del intendente Fernando Gray podrá publicar en medios de comunicación nacionales la solicitud para cubrir el puesto dominical (ya lo había hecho, aunque sin éxito). Los profesionales que respondan a la convocatoria cobrarán “1200 pesos por las cuatro guardias del mes”, adelantó a AUNO la concejala Silvina Celasco, de la Unidad Comunal por Esteban Echeverría-Coalición Cívica.

Según explicó la concejala, en una reunión con los ediles el secretario de Salud comunal, Sergio Saldutto, habría negado la posibilidad de provincializar el hospital como solución a la falta de recursos para la atención de los pacientes que había llevado al distrito a declarar la “emergencia sanitaria” en enero.

Sin embargo, de acuerdo con Celasco, Echeverría recibirá en 2009 “3 millones de pesos que responderán al compromiso de co-financiamiento” que asumió el gobierno de Daniel Scioli para “colaborar económicamente con el centro de salud local”.

Los casos por los que el centro de atención primaria es acusado de “mala praxis” provocaron la renuncia de uno de los cuatro pediatras de planta, a lo que se sumó la cesantía de los otros tres frente a situaciones como la de licencias fuera de término.

En agosto de 2007, la beba Brisa Milagros, que nació a las 22 semanas de gestación, fue rescatada de la morgue con signos vitales tras de haber sido dada por muerta, pero luego de días de atención intensiva falleció.

En abril pasado, los familiares de Damián Aranda acusaron al Santamarina por la muerte del joven luego de ser apuñalado en una pelea durante una fiesta de cumpleaños en el barrio de El Jagüel, porque la ambulancia no llegó para auxiliarlo.

Celasco, miembro de la Comisión de Salud del legislativo local,
también subrayó la falta de médicos en las unidades sanitarias del distrito. En este sentido, denunció que la “salita” de Luis Guillón, ubicada sobre la calle Gamarra, no posee pediatras porque la médica que trabajaba allí era una de las que ya no concurre al Policlínico.

MNL-AFD
AUNO-13-06-08
locales@auno.org.ar

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Puedes usar estas etiquetas y atributos HTML:

<a href="" title=""> <abbr title=""> <acronym title=""> <b> <blockquote cite=""> <cite> <code> <del datetime=""> <em> <i> <q cite=""> <s> <strike> <strong>