Fin del redondeo contra los clientes

Así lo dispone la Ley de Lealtad Comercial, a cuya norma se le reformó un artículo. La modificación establece el fin del redondeo en las compras contra los clientes. Así el comercio ahora está obligado a redondear por el importe inferior.

Los comercios de todo el país ya no podrán redondear más los importes de sus ventas contra el cliente.
A partir de la modificación del artículo 9º de la Ley de Lealtad Comercial todas las compras cuyos vueltos en centavos no puedan devolverse, esa diferencia se redondeará por el inferior a favor del cliente.
Ese artículo establece que en todos los casos en que el comercio en general no pudiese devolver los centavos sobrantes a sus clientes, estos últimos resultarán favorecidos en sus compras con el redondeo a favor del cliente.
El presidente la Asociación de Defensa de los Derechos de Usuarios y Consumidores (Adduc) de Lanús, Osvaldo Bassano, señaló que “la conducta del redondeo y del pago con caramelos es una cuestión de respeto, los comerciantes abusan de los consumidores y éstos no se animan a reclamar por lo suyo”.
La respuesta de los comerciantes es que desde hace meses el mercado comercial se encuentra en una situación de “escasez de cambio” y que el Estado, a través de la Casa de Moneda, “no está emitiendo monedas ni billetes chicos”.
Pero al bolsillo de los clientes eso poco le importa. Un vecino comentó: “el problema es que si antes nos cobraban 4,50 por una compra de 4,47 centavos, y ahora nos tienen que cobrar 4,45, su negocio igual está en darnos el vuelto con caramelos”.
El tema de los vueltos “en especies” es una de las aristas del problema que la ley aún no consigue resolver.
“El problema es que en el conurbano sur, como en toda la Argentina, el consumidor está acostumbrado a naturalizar estas prácticas irrespetuosas. Pero esto no se debe tomar como algo normal, sino que lo natural debería ser el respeto de los vendedores y la puesta en práctica de sus derechos por parte de los compradores”, afirmó Bassano en diálogo con la Agencia Auno.
“Hace años que todos (los comercios y las empresas de servicios) venden a 9,99 pesos, pero te cobran 10. ¿Alguien cree que ahora nos van a cobrar 9,95?”, se quejan los vecinos de otra de las metodologías comunes en empresas privadas y servicios públicos. Por otro lado, la modificación a la ley que regula la correcta conducta de los comerciantes hacia sus clientes también obliga a todos los propietarios de comercios a exhibir la reciente disposición en carteles permanentes con medidas no inferiores a 15 por 21 centímetros.
La ley establece un plazo de 30 días, a contar a partir de ayer, para que los establecimientos que comercian con mercaderías o servicios comiencen a cumplir con lo que la ley estipula.
Los clientes pretenden que el cumplimiento de este artículo se dé “en lo inmediato”, porque saben que aunque en cada compra les cobren “sólo dos centavos de más” con la suma de esas moneditas podrían poner “otro paquete en el arbolito a fin de año”.
Bassano concluyó que “sería muy importante que los empresarios comiencen a cumplir con lo que la ley estipula por una cuestión de respeto y educación, porque un centavo más por venta no les representa ganancia”.
Escasez de monedas y vueltos en especies: problemas todavía sin resolución en una economía nacional que creció un 9,3 por ciento este año.

lp-hrc

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Puedes usar estas etiquetas y atributos HTML:

<a href="" title=""> <abbr title=""> <acronym title=""> <b> <blockquote cite=""> <cite> <code> <del datetime=""> <em> <i> <q cite=""> <s> <strike> <strong>