“En 2011 es necesario recuperar la paciencia”

El entrenador granate, Gabriel Schurrer, analizó el panorama de su equipo en el comienzo de la pretemporada, con la mirada puesta en el próximo torneo Clausura. Con cuatro refuerzos, entre los que se destaca el retorno de Diego Valeri, el conjunto de la zona Sur pisó fuerte en el mercado local de pases. “Este plantel, con trabajo, alcanzará grandes resultados”, señaló.

Matías Quercia

Lomas de Zamora, enero 7 (AUNO).- ¿Cuánto puede cambiar un equipo en 22 días? Esa es la pregunta que se podría hacer en Guidi y Arias. Es que hoy Lanús volvió a los entrenamientos de cara a la pretemporada que realizará en Tandil, con miras al próximo Torneo Clausura. Y la consulta tiene respuesta. El “Granate” fue uno de los clubes que más movilizó el mercado de pases en este verano.

Ganó terreno durante las vacaciones y aprovechó el tiempo para traer caras nuevas y viejos conocidos de la casa. Así, el entrenador Gabriel Schurrer, que tendrá la posibilidad de comenzar desde cero con su proyecto, luego de dirigir los últimos cinco partidos en el certamen pasado, ya puso manos a la obra.

“Este es un plantel que con trabajo va a sacar grandes resultados. Es necesario que recupere la paciencia y no se desespere si las cosas no se dan desde un principio. El equipo consiguió reforzarse muy bien, con excelentes jugadores. Luego de la pretemporada, habrá que demostrarlo dentro de la cancha”, enfatizó el DT, en diálogo con AUNO.

Tres semanas después de la derrota con River con goleada incluida, el panorama cambió. Lejos quedó aquel 13 de diciembre en el marco de la última jornada del Apertura. Las fiestas de fin de año dejaron varios regalos por Lanús.

El regreso del hijo pródigo
Quizás el más destacado es el regreso del volante Diego Valeri para vestir la camiseta granate en 2011, tras su paso por Europa. Sin encontrar un rumbo positivo y deambulando entre el fútbol portugués y el español, el mediocampista decidió pegar la vuelta al equipo en el que se coronó campeón en el Apertura 07’.

“La incorporación de Valeri es una motivación enorme para muchos chicos del plantel. Tiene enormes condiciones. Con eso no voy a descubrir nada nuevo. Habrá que brindarle continuidad en el juego, porque no viene con ritmo. Se va a convertir en un pilar fundamental de este equipo”, aseguró Schurrer.

Los datos avalan la conclusión del entrenador. En 2009 emigró a Porto y disputó sólo 25 partidos, en los que no tuvo oportunidad de marcar goles. Luego pasó por Almería de España, pero con pocos minutos en cancha, pues apenas alcanzó 12 encuentros y también se fue sin anotar. En ese sentido, el volante busca una revancha con la camiseta que lo vio crecer.

Unos vienen y otros se van
Otra cara conocida que arrancó la pretemporada es la de Diego González. El mediocampista no había sido tenido en cuenta el año pasado por Luis Zubeldía y por eso viajó a Rosario, a préstamo en Central, para disputar la Primera B Nacional. Pero los cambios de entrenador en el conjunto “Canalla” le quitaron regularidad.

Sin el aval de Héctor Rivoira, volvió a Lanús seis meses antes de que venciera el contrato con la entidad rosarina. Ahora, sugerido por Schurrer, se transformará en una pieza de recambio constante. “Es un gran futbolista que es necesario observar. Le falta un poco de confianza, pero eso se consigue con el tiempo”, remarcó el entrenador.

Los refuerzos nuevos son dos: César Carranza arribó desde Godoy Cruz para aportar velocidad y desequilibrio en la delantera. Y Carlos Araujo se incorporó en la defensa, procedente del AEK de Atenas de Grecia.

Mientras el atacante llega con un contrato hasta diciembre, con opción de extenderlo por dos temporadas más, el defensor ex Huracán se quedará por seis meses, producto de un préstamo. Aunque, si le va bien, también hay chances de que se quede en el conjunto de la Zona Sur del Conurbano bonaerense.

“Los pedí a ambos porque necesito conformar un equipo competitivo en todas las líneas. Carranza le dará prestigio y una buena asociación a los delanteros que ya están en el equipo. Lo de Araujo es más para brindarle solidez a una zona defensiva que por momentos se torna muy dubitativa”, admitió.

Si de contrataciones se trata, no se puede dejar de mencionar las desvinculaciones. Marcos Aguirre es uno de esos casos. El volante, que estuvo lesionado en la mayor parte del Apertura, fue cedido a préstamo a Arsenal hasta junio, cuando deberá volver al club. Otro es Nicolás Ramírez, que jugará la próxima temporada en el fútbol de Ecuador.

Además, los delanteros Germán Cano y Eric Aparicio no serán tenidos en cuenta por “Chucho” y disputarán el siguiente torneo en Colón y Tiro Federal, respectivamente.

Un párrafo aparte en este cúmulo de transacciones es para Adrián Peralta.
Aún en el elenco, el año pasado le detectaron un problema cardíaco y no pudo regresar a las canchas. La próxima semana le realizarán estudios en España para determinar su futuro y si puede continuar en actividad. Con frialdad, estas líneas dicen que si se retira, Lanús tiene un cupo libre para reforzarse con otro jugador.

El Chucho tiene “hambre de gloria”
Pasadas las fiestas de fin de año, en 2011 las sorpresas se dieron una vuelta por la Zona Sur del GBA. Y así, Schurrer, que habla de motivación, autoestima y confianza, saca a relucir sus ilusiones.

“Somos un equipo competitivo y la idea es ser protagonista del próximo torneo. Esperemos que el tiempo nos dé la razón. Ahora va haber un periodo para trabajar y los resultados se van a conseguir”, remarcó.

¿Cuánto puede cambiar un equipo en 22 días? “Todo depende de la mentalidad ganadora que construyamos en la pretemporada a partir de ahora. Del 9 al 18 de enero vamos a estar en Tandil para trabajar en lo físico y hasta el 13 de febrero hay tiempo para armar un plantel con hambre de gloria”, sentenció.

AUNO-07-01-11
MRQ-LDC

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Puedes usar estas etiquetas y atributos HTML:

<a href="" title=""> <abbr title=""> <acronym title=""> <b> <blockquote cite=""> <cite> <code> <del datetime=""> <em> <i> <q cite=""> <s> <strike> <strong>