Un censo y muchas cuentas pendientes

En el barrio de Villa Lamadrid más del 20 por ciento de los habitantes padecen enfermedades respiratorias y epidérmicas. Así lo indican los resultados del Censo de Salud y Medio Ambiente realizado por el Foro Hídrico de Lomas de Zamora junto a otras entidades. Señalan que la situación tiene que ver con la contaminación en el arroyo del Rey, que atraviesa la zona.

Lomas de Zamora, noviembre 2 (AUNO).- Los resultados del Censo de Salud y Medio Ambiente realizado en el barrio lomense de Villa Lamadrid, en la periferia del arroyo El Rey, indican que más del 20 por ciento de los vecinos de la zona tienen enfermedades respiratorias y epidérmicas y que casi el 80 por ciento carece de cobertura médica.

La realización del sondeo fue encabezada por el Foro Hídrico local, Médicos del Mundo, la agrupación Hacha y Tiza, el Centro de Formación 406, Suteba-Lomas, y la Secundaria Básica 334, en donde se llevó a cabo la recolección de datos.

Los resultados también revelaron que casi el 90 por ciento de los habitantes del barrio no tiene desagües y que la totalidad de los vecinos carecen de cloacas.

Además de establecer un diagnóstico sobre la situación del barrio y sus habitantes, los promotores del estudio quieren saber si la muerte de once habitantes del barrio está vinculada con la contaminación del arroyo, una hipótesis que aún no pudieron comprobar.

Según señaló a AUNO Víctor Frites, uno de los integrantes del Foro Hídrico, “los casos de enfermedades de los vecinos del arroyo se incrementaron con respecto al año pasado”.

El informe revela que hay más casos de cáncer, de leucemia, de enfermedades intestinales, y de parasitosis.

Como agravante, se dio cuenta de la presencia de roedores en las inmediaciones de los basurales a cielo abierto, un factor que incrementa las poblaciones de piojos, pulgas y garrapatas en la zona.

Asimismo, el 25 por ciento de las familias expresaron en el censo que el agua corriente es turbia, y el 34 por ciento informó que deben comprar agua envasada, debido al mal gusto y al color que posee el líquido que viene por la red corriente.

El arroyo del Rey tiene una extensión de 62 kilómetros y es una “cloaca a cielo abierto que atraviesa el barrio”, según describió Frites, que explicó que “hay mayor cantidad de problemas de salud en las familias que están más cerca de ese arroyo”.

De 500 personas, 320 no tienen trabajo o realizan algún tipo de labor de manera precaria, el 14 por ciento de los vecinos de Villa Lamadrid no sabe leer ni escribir y alrededor del 80 por ciento no posee cobertura médica y no puede llegar a cubrir las expectativas de la canasta familiar.

Además, el 67 por ciento de las 114 familias censadas manifestó su enojo porque las ambulancias frente a una emergencia no entran al barrio.

Frites expresó también que hay denuncias de los vecinos por las “quemas de desechos de las fábricas de Almirante Brown”, en las cercanías del barrio, y que además, al 62 por ciento de los habitantes se le suele inundar la casa.

Incluso en la escuela 83, ubicada sobre una orilla del arroyo, debido a la periódica suba de las napas —que habitualmente producen inundaciones en el patio de la institución— los alumnos y docentes se ven obligados a utilizar baños químicos.

Si bien el censo fue realizado en septiembre, los resultados oficiales se difundieron el domingo en el marco de un festival barrial que contó con la actuación de grupos musicales, de una agrupación de teatro y diferentes actividades que se extendieron desde el mediodía hasta alrededor de las 22.

En el festival también estuvieron presentes la Biblioteca 20 de Diciembre, la Cooperativa Unión y Trabajo y alumnos de la Escuela Nº87.

AUNO-02-11-11
MBE-PS-LDC

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Puedes usar estas etiquetas y atributos HTML:

<a href="" title=""> <abbr title=""> <acronym title=""> <b> <blockquote cite=""> <cite> <code> <del datetime=""> <em> <i> <q cite=""> <s> <strike> <strong>