Siete años de memoria y lucha

Con una vigilia que incluyó un acto y una jornada cultural, organizaciones sociales y políticas conmemoraron en la estación Avellaneda otro aniversario de la muerte de Maximiliano Kosteki y Darío Santillán, asesinados por la Policía Bonaerense en junio de 2002. Mañana, habrá una manifestación sobre el puente Pueyrredón. “Fue un hecho que marcó un antes y un después en las luchas populares”, señalaron los organizadores.

A siete años del asesinato de Maximiliano Kosteki y Darío Santillán en la estación de Avellaneda, organizaciones políticas y sociales realizaron una jornada cultural y una marcha de antorchas hasta el Puente Pueyrredón, donde mañana los manifestantes volverán a reunirse al mediodía para conmemorar un nuevo aniversario.

“Queremos que quede claro que no va a ser tan fácil desaparecernos como hicieron con Julio López y Luciano Arruga”, señaló el representante del Frente Popular Darío Santillán, Federico Orchani, en referencia a los manifestantes que mantienen el reclamo por mejoras sociales.

Además, Orchani precisó a AUNO que “la condena del cabo (Alejandro) Acosta y (el ex comisario Alfredo) Fanchiotti demuestra que si las organizaciones sociales se unen y luchando conseguirán la victoria”.

Fanchiotti y Acosta son los dos miembros de la Bonaerense que fueron condenados a prisión perpetua luego de haber sido hallados culpables de la muerte de Kosteki y Santillán, que participaban el 26 de junio de 2002 en una manifestación al pie del Puente Pueyrredón, en Avellaneda.

“La Masacre de Avellaneda marcó un antes y un después en la historia de las luchas sociales”, explicó Orchani en referencia a la pena que recibieron Fanchiotti y Acosta, y consideró que la condena que recibieron los efectivos policiales estableció “un precedente muy claro”.

En la noche de ayer, encabezaron el acto frente a la estación de Avellaneda el padre de Darío, Alberto Santillán; Vanesa Orieta, la hermana de Luciano Arruga (un adolescente que desapareció este año en Lomas del Mirador, en el marco de un extraño episodio en el cual la Policía se encontraría comprometida) y Elisa Espen, representante de Madres de Plaza de Mayo Línea Fundadora.

También estuvieron presentes en el acto integrantes de H.I.J.O.S de la ciudad de La Plata; la Central de Trabajadores Argentinos (CTA) y del Partido Obrero.

Los pasillos, techos y andenes de la estación de Avellaneda quedaron revestidos por las obras plásticas de los distintos artistas que expusieron sus trabajos en esta jornada.

En la estación también se desarrollaron diversas muestras de música, teatro y poesía, además de transmisiones de radio y televisión.

Luego, Orieta y Espen hablaron ante una multitud, antes de comenzar a marchar hacia el puente.

Orchani le contó a esta agencia, horas antes del acto, que la intención de los organizadores del acto tenían la intención de “prender fuego” una gigantografía del ex presidente Eduardo Duhalde, acusado por organizaciones sociales de ordenar aquella represión.

Las actividades continuarán mañana, cuando se cumplan exactamente siete años del hecho, con el corte total del puente desde las 10 hasta el mediodía, hora en que Santillán y Kosteki resultaron “brutalmente fusilados”.

“Es una falta de respeto que los responsables políticos sigan sueltos y que los que apretaron el gatillo pidan la revisión de la condena cuando fue absolutamente probada su culpabilidad”, remarcó el integrante del movimiento en referencia al pedido de apelación que realizó la defensa de los condenados en marzo de este año.

AUNO-25-06-09

RM-AMB-LDC

locales@auno.org.ar

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Puedes usar estas etiquetas y atributos HTML:

<a href="" title=""> <abbr title=""> <acronym title=""> <b> <blockquote cite=""> <cite> <code> <del datetime=""> <em> <i> <q cite=""> <s> <strike> <strong>