theme/images/banner_web300dpi.jpg

El último compañero de Maradona que sigue activo es un ex Los Andes

Fecha de publicación: 6 agosto, 2018

El arquero que llegó a Lomas para el último sueño milrayitas en la A, en 2000, tiene 41 años y ataja en Chile en Primera División.

los-andes-1ra.jpg



En 2000 Los Andes empezaba a cumplir un sueño: jugar en Primera después de casi 30 años. En su segundo partido, después del inolvidable triunfo en el debut con Racing, fue local de Newell´s, en la cancha de Lanús. Ese día apareció por primera vez en el arco Cristian Muñoz, que venía a préstamo de Boca.

A los 28 minutos del segundo tiempo pasó esto:

Ya son casi 18 años desde aquel 13 de agosto de 2000. Y Muñoz, a los 41 años, todavía sigue en actividad. Esta nota en La Deportiva cuenta su actualidad en Universidad de Concepción (Chile) y rescata un dato: Cristian Muñoz es el único futbolista en actividad que compartió plantel con Diego Maradona.

Ahora ¿Estuvieron juntos en el campo de juego en un partido oficial?

Muñoz debutó en el arco de Boca el 14 de septiembre de 1997, en un partido que Boca le ganó 2 a 1 a Newell´s en la Bombonera. Ese día Diego —primer dato histórico— metió su último gol como profesional ¿A quién? A alguien muy ligado a su leyenda en la Selección argentina: Sergio Goycochea. El Vasco, casualmente, debutó ese mismo día en el arco de NOB.

¿Otra curiosidad? En Boca jugó por primera vez Guillermo Barros Schelotto, que además hizo el gol del triunfo.

El debutante Muñoz y el astro del fútbol argentino jugaron ese partido para el mismo equipo. Pero ¿estuvieron juntos en el campo de juego?

No. Pero casi. Por muy poco.

El arquero entró a los 67 minutos por Roberto Abbondancieri (sí, todavía se escribía con “C”) y Diego había salido en el minuto 61 reemplazado por su tocayo Latorre.

Por 6 minutos Muñoz no jugó con Diego.

Todo no se puede.

Con alta competencia en el puesto, el arquero no volvió a jugar en esa temporada, pero un año y ocho meses después tuvo una nueva chance en un marco inesperado: un superclásico en la Boca repleto de estrellas de un lado y de otro. Riquelme, el Mellizo, Palermo, Gallardo, Saviola. Muñoz Volvió a entrar desde el banco, otra vez por Abonddancieri. Hizo un buen partido y ese día Boca ganó 2 a 1.

Su ingreso fue consecuencia de una acción que protagonizó un futuro compañero suyo en Lomas. El Pato se lesionó a los 5 minutos, al sacar con mucho esfuerzo un bombazo de Carlos Netto, que además en ese partido hizo un gol de penal.

Muñoz jugó tres partidos más y volvió a quedar relegado en ese Boca de Bianchi, donde el titular era Oscar Córdoba y el Pato el segundo arquero. Entonces apareció la posibilidad de ir a Los Andes y sumarse al “proyecto entusiasmo” del equipo que le iba a dar a una nueva generación el gusto de volver a verlo en Primera. El espacio estaba, porque el milrayitas había perdido a su arquero estrella del ascenso, Darío Sala, que había firmado con River.

Y otra vez en debut debut de Muñoz apareció Newell’s. Su actuación esa primera fecha (un postergado que en realidad se jugó después del partido con Racing, que correspondía a la segunda fecha) fue aceptable. Le atajó el penal a su colega Terremoto Cejas y lo festejó como un gol propio. Los Andes salió 1 a 1. Lástima, porque faltaban tres minutos cuando llegó el empate de los rosarinos.

El equipo de Lomas arrancó bien el torneo, con un invicto de cinco fechas, pero se desbarrancó y entró en una racha durísima de derrotas. Muñoz jugó solo 10 partidos y terminó perdiendo el puesto frente a Chiche Migliardi, su suplente. En la segunda ronda llegó José María Buljubasich para ser el uno titular. Pero Los Andes se fue al descenso.

El arquero de aquellos primeros días felices sigue vigente, tanto tiempo después.

Última modificación: 6 de agosto de 2018 a las 14:49
0
0

Hay 0 comentarios

captcha